Trabajadores sindicalizados piden aumento salarial de 15 dólares y licencia familiar pagada

0
132
Los sindicatos de trabajadores se unieron para pedir a la Legislatura de Connecticut, equiparen el salario a 15 dólares y hayan días libres con licencia pagada por enfermedad o problemas familiares.

STAMFORD. Bajo el lema: “¡Ahora es el momento de levantar a los trabajadores de Connecticut!, los sindicatos de trabajadores pidena a la Legislatura Estatal iniciar el período legislativo 2018, trabajando en los proyectos de ley sobre equidad salarial y licencia familiar pagada por enfermedad o calamidad doméstica.

Mientras la Asamblea General de Connecticut se reúne para dar inicio al período legislativo 2018, los sindicatos que representan a miles de trabajadores de Connecticut se unieron para exigir la aprobación de proyectos de ley que respalden a los trabajadores y fortalezcan las comunidades en una de las más divididas economías de estados en la nación.

Los trabajadores sindicales que se han unido para hacer el pedido a la Legislatura, están apoyando proyectos de ley estatales que proporcionarían a sus miembros:

Licencia familiar remunerada: para garantizar que los trabajadores puedan tomarse un tiempo libre para recibir a un nuevo bebé, cuidar a un pariente enfermo o recuperarse de una enfermedad personal.

Los sindicatos de trabajadores se unieron para pedir a la Legislatura de Connecticut, equiparen el salario a 15 dólares y hayan días libres con licencia pagada por enfermedad o problemas familiares.

 

Un salario mínimo de 15 dólares por hora, para permitir que los trabajadores de Connecticut puedan pagar sus facturas y elevando el salario mínimo a 15 dólares para el año 2022.

Equidad salarial: para detener las encuestas del historial salarial de las entrevistas de trabajo, que perpetúan el salario más bajo para las mujeres.

Una semana laboral justa: prohibir la programación “a pedido” o “de guardia” que causa estragos en la capacidad de las personas trabajadoras para programar su trabajo y su vida personal.

Defensa de los derechos de los trabajadores a organizarse: permitir orientaciones para educar a los trabajadores sobre la importancia de unirse y apoyar a un sindicato a raíz del asalto anticipado del Tribunal Supremo a los derechos de negociación colectiva de los empleados públicos.

Protección contra malos contratistas: para evitar que los empleadores abusivos continúen con sus actividades antisindicales a través de contratos estatales.

“En un momento en que el gobierno federal está haciendo todo lo posible por socavar a los trabajadores, los legisladores en Connecticut tienen la responsabilidad histórica de apoyar proyectos de ley que igualen las oportunidades económicas y reconozcan los derechos fundamentales de los trabajadores a salarios justos y un trato digno”, dijo Juan Hernández, Líder del Distrito 32BJ SEIU Connecticut.

Además pidió que las prioridades comunes sean las de equidad salarial, licencia familiar pagada, protección contra malos contratistas y una defensa de los derechos de organización, e instó a los legisladores a aprobar proyectos de ley que creen más empleos a tiempo completo para los trabajadores de servicios de construcción. , fortalecer la defensa histórica de los inmigrantes del Estado y expandir las reformas de la justicia penal. “Sus electores merecen una audiencia justa y una votación justa sobre todas estas preocupaciones “, dijo Juan Hernández.

El Consejo de Estado de SEIU respalda a los trabajadores de todo Connecticut que demandan a legislatura que se defienda del asalto anti-trabajador y antiinmigrante de Washington, dijo Rick Melita, Director Ejecutivo del Consejo Estatal de SEIU.

 Una encuesta reciente sugiere que la mayoría de los votantes de Connecticut apoyan no solo el aumento del salario mínimo, sino también la protección de los derechos básicos.

“Los trabajadores de la salud del Sindicato 1199 apoyan toda la agenda legislativa pro-trabajadores, incluida la necesidad de promover la igualdad salarial”, dijo la portavoz de SEIU 1199, Jen Schneider.

Hoy en día, la mujer trabajadora a tiempo completo gana 77 centavos por cada dólar que gana un hombre, para las mujeres afroamericanas y las latinas, es incluso menor. Pagar a las mujeres menos que a los hombres por el mismo trabajo no solo es injusto, sino también perjudicial. nuestra economía como mujeres constituye una gran parte de nuestra fuerza de trabajo. Al crear condiciones equitativas para las mujeres se puede corregir esta injusticia e impulsar la economía.

 “Este año Connecticut tiene la oportunidad de hacer las cosas bien y aprobar el proyecto de ley salarial que ayuda a garantizar a las mujeres se les paga igual que a los hombres “, dijo Schenider.

El Consejo 4 de AFSCME apoya totalmente la agenda pro-trabajador que aumentaría los salarios de los trabajadores, garantizaría que a todos los trabajadores se les pague salarios iguales por el mismo trabajo y brindaría estabilidad a los trabajadores en su empleo.

 La agenda conservadora corporativa que se ha visto presionada por los miembros de la legislatura y una Comisión CEO quita el poder adquisitivo de la economía y recorta los salarios de los trabajadores. “”Esta agenda hace lo contrario y ayudará a impulsar la economía mientras eleva el nivel de vida de las familias trabajadoras “, dijo Sal Luciano, Director Ejecutivo de Consejo AFSCME 4.

“Estas propuestas de sentido común ayudarían a elevar los salarios y las normas para los trabajadores en todo el estado”, dijo Lori J. Pelletier, presidenta de Connecticut AFL-CIO. La semana pasada, OxFam International publicó un informe en donde más de  8 dólares de cada  10 dólares creados el año pasado se destinaron un 1 por ciento a los más ricos; “así que es hora de que los trabajadores obtengan un aumento. Esta es la receta para el crecimiento económico en el Estado. no solo tiene sentido, sino que es la dirección correcta para Connecticut “, sostuvo Luciano.

“Durante los últimos tres años, solo se ha recibido un aumento cuando el salario mínimo estatal ha subido, e incluso con esos pequeños aumentos sigue siendo imposible costear el alquiler de un apartamento y cubrir los gastos diarios”, dijo Richard. Grimes,  un trabajador de Burger King de Hartford que gana 10.10 dólares por hora.

 El año pasado la Legislatura estatal no aprobó un proyecto de ley para aumentar el salario mínimo del Estado. Los funcionarios electos ahora tienen la oportunidad de aprobar un proyecto de ley de salario mínimo de 15 dólares por hora que elevaría el salario mínimo, manifestaron los líderes sindicales.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí